Compartir

Hacia mediados del pasado mes de octubre, con su presentación en Nueva York, ZTE logró que el mundo entero pusiese sus ojos sobre su nuevo ZTE Axon M, el teléfono plegable con dos pantallas. Hoy, exactamente tres meses después, el dispositivo vuelve a los titulares, porque la compañía ha confirmado a través de una nota de prensa que tiene pensado traerlo a Europa a lo largo de este año 2018. Seguidamente, os contamos los detalles sobre su lanzamiento y hacemos un repaso a la curiosa propuesta de este ZTE Axon M.

ZTE Axon llegará este año a Europa

De hecho, además de confirmar la llegada al Viejo Continente, ZTE también ha afirmado que el teléfono acaba de ser presentado en China, después de haber sido también mostrado (y galardonado entre los Premios a la Innovación) en el CES de Las Vegas. Eso sí, la fecha para nuestro mercado sigue siendo un poco “vaga”, porque en la nota se señala que llegará en el primer semestre del año.

ZTE Axon M

Cuando el teléfono se lanzó en suelo estadounidense, lo hizo de la mano, en exclusiva, del operador AT&T (igual que en Japón sólo era posible adquirirlo a través de NTT DOCOMO). Para el caso de Europa, el fabricante afirma que el ZTE Axon M se comercializará a través de gigantes de la telefonía como TIM o Vodafone. Damos por hecho que a través de esta última el teléfono llegará a España (de nuevo, sin fecha concreta), aunque tampoco se explicita si será en forma de exclusiva.

Un nuevo vistazo al ZTE Axon M

Para “refrescar la memoria”, haremos un breve repaso de lo que nos propone este ZTE Axon M. Comenzaremos, como siempre en estos casos, por mostraros una tabla con las características principales del dispositivo y, a continuación, comentaremos de forma más profusa algunos apartados concretos.

ZTE AXON M

DIMENSIONES Y PESO  150.8 x 71.6 x 12.1 milímetros, para un peso de 230 gramos
PANTALLA  Paneles TFT LCD de 5,2 pulgadas, con resolución FHD (1920 x 1080 píxeles); Cristal 2,5D; Protección Corning Gorilla Glass de 5ª generación
PROCESADOR  Qualcomm Snapdragon 821 (cuatro núcleos hasta 2,15 GHz)
MEMORIA RAM  4 GB
ALMACENAMIENTO  64 GB (emmc v5.1); ampliable vía microSD hasta 256 GB
CÁMARA PRINCIPAL  Sensor de 20 megapíxeles, con apertura focal f/1,8; PDAF; doble flash LED; Grabación de vídeo: 4K, FHD o HD, a 30 fotogramas por segundo en todos los casos; Grabación a cámara lenta: resolución 720p hasta 240 fotogramas por segundo
CÁMARA SECUNDARIA  No disponible; la cámara trasera puede emplearse como cámara frontal
BATERÍA  3.180 mAh no extraíble; compatible con cargar rápida Quick Charge 3.0
SISTEMA OPERATIVO  Android 7.1.2 Nougat (actualizará a Android Oreo)
CONECTIVIDAD Y OTROS  LTE, Wi-fi 802.11 a/b/g/n/ac, 2.4 GHz/ 5 GHz; Bluetooth 4.2; USB Tipo C, conector de 3,5 milímetros, altavoz doble, Códecs Dolby Atmos; sensor de huellas dactilares en el botón de encendido
DISPONIBILIDAD  Ya disponible en Estados Unidos; en Europa, durante el primer semestre de 2018
PRECIO  Pendiente de confirmación (precio orientativo

ZTE Axon M

En el apartado estético, como podéis observar en las imágenes que acompañan el artículo, no hay ni rastro de las líneas de diseño más modernas; así, los marcos son muy notorios, tanto los superiores como los inferiores. Creo que no sería justo compararlo cara a cara en este aspecto con otros teléfonos “normales”, porque es evidente que ZTE estaba buscando algo distinto con este Axon M. Y de ahí venga muy probablemente su característico aspecto.

No podemos destacar gran cosa a nivel técnico, más allá de la evidencia de que estamos ante un dispositivo plegable con dos pantallas (lo cual no es poco, dicho sea de paso). Es decir, que no se trata de un teléfono que vaya a despuntar en lo técnico, más que nada porque sus aspiraciones van en otra dirección: su verdadero valor añadido está en las “nuevas” formas de uso que nos propone. Tal y como ya comentamos en su día, en la presentación se mostraron tres modos de uso: el dual, el extendido y el espejo.

Modos de Pantalla ZTE Axon M
Los distintos modos de uso del ZTE Axon M

El modo dual es el que permite tener dos aplicaciones abiertas al mismo tiempo, una en cada pantalla, de forma que la multitarea sea real y no haya que depender del software para operar con ella. El modo extendido, como su nombre indica, posibilita usar las dos pantallas como si de una sola se tratase, facilitando así que se nos muestre más información de un solo golpe de vista. Y el modo espejo duplica la información, mostrando lo mismo en cada pantalla, de forma que dos personas puedan usar el teléfono de forma más o menos independiente, por ejemplo viendo un mismo vídeo o leyendo una misma noticia. Por supuesto, además de estos tres modos especiales, el teléfono también puede usarse como cualquier otro, faltaría más.

Para que este engranaje pueda funcionar correctamente, es necesario que los desarrolladores apliquen esta tecnología para sus aplicaciones y juegos. Es por eso que ya desde la misma presentación en octubre se puso a disposición de dichos desarrolladores una guía, para que puedan tener un mejor conocimiento de las peculiaridades de este ZTE Axon M.

Huawei trabaja en un smartphone con pantalla plegable similar al Axon M

Sin duda, el dispositivo dista mucho de ser perfecto y muestra tanto carencias técnicas como funcionales en la implementación de las dos pantallas (por ejemplo, que al usarse las dos pantallas juntas en el modo extendido parezca volver a los tiempos del multimedia en 4:3). No obstante, creo que hay que entenderlo más como un primer acercamiento hacia un tipo de teléfono distinto, o quizá como una punta de lanza para otros fabricantes que en el futuro puedan animarse a hacer algo similar.

Por cierto, tampoco se ha confirmado el precio de lanzamiento, así que nuevamente tocará esperar al pronunciamiento oficial.

"Treintaypicoañero" y eterno estudiante. Juntaletras primerizo. Aficionado a la tecnología, a los videojuegos, al cine, a la lectura y a otras muchas cosas, en especial si están relacionadas con el ocio.