Compartir

En los últimos tiempos, las redes sociales están bajo una enorme presión sobre el tema de los contenidos sobre violencia o que incitan a ella. En un artículo de Financial Times, YouTube, una de las plataformas más controvertidas en este aspecto, ha señalado cuatro nuevos pasos que quieren tomar para frenar esta actividad “extremista” en su plataforma.

En este artículo de opinión, Kent Walker, el vicepresidente senior y consejero de Google, nos cuenta que YouTube ha estado trabajando con varios gobiernos y organismos internacionales para hacer cumplir la ley de cada país y eliminar este contenido inapropiado. También comenta que han invertido en sistemas de detección automática y otros que ayudan a esta tarea, y lo seguirán haciendo.

Los pasos que va a seguir YouTube para eliminar este contenido de su plataforma

El primero de los pasos que quieren aplicar es seguir expandiendo el uso de los sistemas automatizados que os comentábamos antes, para identificar cuánto antes los contenidos relacionado con terrorismo o otras actividades que consideren peligrosas, quieren que estos sistemas cada vez sean más inteligentes y sigan un proceso de aprendizaje.

Youtube
La plataforma pone la lupa sobre el contenido inapropiado

La compañía también esta ampliando su grupo de revisores, un conjunto de expertos con privilegios especiales para revisar el contenido detectado por los sistemas y que violan las normas de la comunidad. Walker señala que la compañía a duplicado el número de personas dedicadas a esta causa y que tienen planes de seguir hablando con distintas organizaciones para combatir el problema.

El tercer paso será endurecer los medidas contra videos que no incumplan directamente las normas de uso pero que si se puedan considerar peligrosos o nocivos para la comunidad. Se habla, por ejemplo, de vídeos de contenido religioso o discriminación de algún tipo. No se eliminará directamente este contenido, pero si se avisará a los creadores de que su contenido esta en una fina línea con lo no permitido y, en algunos ocasiones, no se permitirá monetizar este contenido a través de anuncios.

Para finalizar, desde YouTube nos hablan de continuar con los esfuerzos de luchar contra la radicalización mediante su plataforma, para ello apuestan por un sistema en el que se redirecciona a usuarios que están viendo videos que podrían considerase potencialmente terroristas a otros totalmente antiterroristas y que ayuden a cambiar de opinión, o por lo menos a ver distintos puntos de vista sobre el mismo tema.

También te puede interesar este artículo donde hablamos de otras decisiones controvertidas de la plataforma.

mm
Estudiante de Ingeniería Informatica del Software y apasionado de la tecnología. Redactor en la mejor web sobre todo lo relacionado con el mundo Android.