Compartir

Todos conocemos a Samsung, una de las empresas más importantes en el mercado de la electrónica en general, fabrican prácticamente de todo y todo con una gran calidad. El apartado que vamos a tratar hoy es el de sus smartphones, una de las líneas que más alegrías dan dentro de la compañía.

Después del ya celebérrimo fallo de las baterías de los Galaxy Note, la empresa ha sabido recomponerse y su Samsung Galaxy S8 esta siendo todo un éxito en ventas. Pero en este punto, viendo la enorme competencia que se esta formando y el gran poder económicamente que tienen los coreanos nos preguntamos cual será el próximo paso estratégico que darán.

Lógicamente, no tenemos ningún tipo de información oficial por parte de la compañía, pero como opinión o análisis hemos llegado a la conclusión de que abrir una segunda línea de teléfonos móviles, como ocurre con Huawei y Honor, sería un gran acierto. Y en este artículo os intentaremos explicar porque lo creemos y que supondría esto.

¿Qué ventajas tendría Samsung con este movimiento?

Vamos a empezar hablando de cuales son los beneficios que pensamos que les reportaría a Samsung una segunda compañía de desarrollo, es un movimiento arriesgado y que conlleva una gran inversión, por lo que tiene que haber unos intereses importantes detrás.

Las ventas de Honor son esperanzadoras

En 2014 Huawei nos anunciaba un modelo de gama media con especificaciones de alta y a un precio muy ajustado, el Huawei Honor 6. Llegaba bajo el sobrenombre de Honor y acompañada con la noticia de que esta sería una marca independiente de Huawei, centrada en el mercado europeo.

Honor 8 Pro, la consagración de Honor
Honor 8 Pro

Desde entonces han salido grandes terminales con muy buenos resultados, uno de los últimos ha sido el Honor 8 Pro, del que os hablamos aquí. La calidad del dispositivo es muy buena y su precio ajustado, una combinación que es apostar sobre seguro.

Así que viendo lo bien que le ha salido la jugada a los chinos, no sería nada raro que Samsung continuará este camino. El riesgo en este caso sería mucho menor al que tuvo que asumir Huawei, ya que estos últimos no tenían una referencia en el mercado.

Mejorar la imágen después del fracaso del Note 7

Todos conocemos lo que le ocurrió a Samsung con su Note 7, fue uno de los fallos más sonados de los últimos años en el panorama tecnológico. Desde mi punto de vista la marca no actuó mal e hizo todo lo posible para que esto les afectase lo menos posible, pero es casi imposible que algo de esta magnitud no repercuta negativamente.

A los que nos gusta y entendemos un poco de este mundo tecnológico vemos como esto ha sido un error puntual en un modelo determinado y que no tiene porque ocurrir más veces. Pero la gente que no se mete en estas páginas, que no esta pendiente de las noticias y que en resumen lo único que quieren es que su smartphone funcione bien, lo único que sacan de todo esto es que “los móviles de Samsung explotan”. Aunque esto es una estupidez, es el pensamiento de una parte del mercado, y eso se mire por donde se mire es muy malo para Samsung.

Samsung Galaxy Note 7
Samsung Galaxy Note 7

En este escenario sacar una nueva línea de desarrollo móvil podría ayudar, primero porque estos teléfonos al no estar directamente relacionados ni con Samsung ni con la marca Galaxy estarían exentos de la mala fama de estos. Y segundo, porque también demostrarían que son capaces de sacar muchos terminales al mercado sin que ocurra ningún fallo, dejando el asunto de las explosiones en algo muy puntual y totalmente excepcional.

Mejorar cifras en países donde no son los más vendidos

Para ser el rey del panorama móvil actual tienes que tener una ventas enormes de unidades, pero además debes tenerlas en todas las zonas del mundo, no puedes dejar ningún mercado sin explotar. Y si es verdad que Samsung tiene una buena representación en casi cualquier lugar del planeta, hay muchas zonas donde esto se podría mejorar.

Ya sea por la reputación de la marca o por el precio de sus lanzamientos, una segunda opción bajo otro nombre y con unos precios más ajustado ayudaría enormemente en estas zonas. Sería el concepto de que donde no llega Samsung tiene que llegar su segunda opción, así todo se queda en casa.

¿Que supondría para el futuro desarrollo de teléfonos?

Tener una segunda marca a tu disposición te ofrece un gran campo de posibilidades a explorar, aquí os vamos a hablar de las dos que nos parece que son más probables y que tendrían más intereses para la empresa.

Tener un laboratorio de pruebas innovadoras

En muchas ocasiones a los fabricantes les da miedo implementar cosas nuevas en sus dispositivos, por miedo a que no acaben de funcionar del todo bien o no tengan una buena aceptación dentro del público general. Teniendo Samsung una segunda compañía con cierta independencia podría utilizarla para probar todas las ideas con un cierto sentido que se le ocurran. Sería como tener un laboratorio en donde poder realizar pruebas con usuarios finales, algo muy muy beneficioso.

Note 8 Doble cámara
Un ejemplo de esto sería una doble cámara

Podrían lanzar nuevas funcionalidades de hardware y software para ver como se adaptan al mercado actual, ver sus fallos y puntos de mejora… Las opciones aquí son gigantescas y seguro que acabarían en una mejora notable de la línea Galaxy, que conseguiría recibir muchas innovaciones más y, además, con una mejor fase de test sobre ellas.

Aunque esto también tendría una contrapartida, los usuarios de esta “Honor” de Samsung recibirían muchas características sin probar y en fases prematuras, lo que llevaría irremediablemente a fallos y bugs que pueden ser muy molestos. Esto podría mermar la reputación de la marca y acabar convirtiéndose en algo perjudicial a largo plazo.

Separación de gamas por compañías

Otro de los puntos donde mejoraría sería en la separación de gamas, bajo el nombre de “Galaxy” salen dispositivos desde la gama más alta y premium hasta la gama media-baja. Esto crea cierta confusión dentro del público, que puede pensar que todo lo que lleve este nombre tiene una calidad parecida a un Samsung Galaxy S8. Una diferenciación más clara, dejando la gama media y baja para la segunda compañía favorecería la coherencia y ayudaría mucho a los usuarios menos expertos a entender la propuesta.

Samsung galaxy a7 2017
Samsung galaxy A7, su próxima generación podría ser con otro apellido

Además esto permitiría tener a las dos empresas más centradas en su campo, con una Samsung poniendo todo su empeño en luchar contra los mejores smartphones y una segunda línea que compitiera por ese tan difícil equilibrio entre prestaciones y precio.

Y estas son nuestras reflexiones sobre la posibilidad de que haya una segunda Honor en el mercado y esta vez de la mano de Samsung, como os dijimos, nada de esto es información oficial, pero tenemos la intuición de que esto puede llegar a ser una realidad.

Ponernos en los comentarios que os parecería que un movimiento así se produjese y si creéis que sería beneficiosos para todos.

mm

Estudiante de Ingeniería Informatica del Software y apasionado de la tecnología. Redactor en la mejor web sobre todo lo relacionado con el mundo Android.