Compartir

El martes de la semana pasada, mi compañero Alberto os contaba que Amazon había decidido dejar de vender teléfonos de la compañía norteamericana BLU. El motivo era, digamos, delicado, porque estaba directamente relacionado con los datos personales que volcamos en nuestros terminales. Pues bien, hoy venimos a contaros que la venta de estos dispositivos se reanudará en el portal de Amazon. Como siempre decimos, todos los detalles en el cuerpo de la noticia.

Los teléfonos de BLU vuelven a Amazon

Efectivamente, ha sido la propia compañía la que, a través de su perfil oficial en la red social Twitter, ha anunciado que sus teléfonos vuelven a estar disponibles para compra en Amazon. Con la curiosa denominación de “falsa alarma” para referirse a este incidente, BLU lo anunciaba así:

Dado que la compañía tampoco ha dado más detalles concretos, debemos suponer que la posibilidad de compra se ha restablecido para todos sus terminales y desde ya mismo. Aunque también es cierto que el lapso de tiempo ha sido tan reducido que es posible que no haya llegado ni siquiera a cancelarse la venta de cara al público. En todo caso, ya no va a suceder, al menos por el momento.

Repasemos qué ha sucedido exactamente

El caso de BLU no es el primero de este tipo que se da a conocer. Y el mundo de la telefonía móvil no es el único “hábitat” en el que se ponen en práctica esta clase de políticas (recuerdo, por ejemplo, un caso similar de preinstalación de software espía en ordenadores portátiles de Lenovo). En todo caso, para quien esté un poco perdido o no haya tenido ocasión de informarse en los días pasados, haremos un pequeño resumen de lo acontecido.

BLU Logo

Los teléfonos móviles de BLU utilizan los servicios de AdUps, una compañía china que tiene por objeto el desarrollo de firmwares para dispositivos Android. AdUps es, por cierto, una empresa que ya se vio envuelta en polémicas similares en el pasado (en concreto, en 2016).

Pues bien, hace poco se dio a conocer (en un informe de Kryptowire, una compañía dedicada a la seguridad móvil) que esta empresa estaba introduciendo spywares en los dispositivos de la compañía estadounidense. En concreto, lo estarían haciendo en el software que estos teléfonos utilizan para actualizarse. Esta actividad espía estaría recogiendo datos de mensajes de texto, información del registro de llamadas y datos sobre la ubicación geográfica del dispositivo.

Krytowire Logo

Entonces, ante esta tesitura, Amazon decidió frenar la venta de los teléfonos de BLU, aduciendo que no podían poner en peligro la privacidad de sus clientes.

La compañía tecnológica no negó las acusaciones y se defendió haciendo lo que de forma vulgar (y soez) se conoce como “encender el ventilador”. Así, su “defensa” se basó en decir que muchos fabricantes también recopilan y envían datos privados (de hecho, en el informe de Kryptowire referido, también se señala al dispositivo Cubot X16S) y se refirieron indiscriminadamente a otras compañías, como Huawei o la propia Google.

Por otra parte, BLU se remitió a sus “condiciones de uso”, en las que se advierte de la recolección de datos. Dejando a un lado que casi nadie en el mundo se lee ese tipo de contratos empresa-usuario, nada impide que algunas de sus cláusulas pudiesen ser declaradas nulas o abusivas ante un tribunal, por lo que no son en ningún caso infalibles.

Sea como fuere, no ha trascendido qué ha hecho exactamente cambiar de opinión a Amazon, pero el caso es que las aguas han vuelto a su cauce.

¿Qué os parece la reanudación de la venta de los teléfonos BLU? ¿Creéis que todos nuestros teléfonos están, como dicen en BLU, recopilando nuestros datos y utilizándolos para fines distintos a los necesarios? Decidnos qué pensáis sobre el asunto en los comentarios.

 

“Treintaypicoañero” y eterno estudiante. Juntaletras primerizo. Aficionado a la tecnología, a los videojuegos, al cine, a la lectura y a otras muchas cosas, en especial si están relacionadas con el ocio.